México está lleno de hermosos lugares que pueden considerarse paraísos terrenales, la Laguna Nichupté en Cancún es uno de ellos, y es considerado un destino turístico de ensueño gracias a su extensa área de reserva natural y su amplia variedad de especies animales.

Para quienes buscan hacer turismo y maravillarse de la naturaleza, la Laguna Nichupté es un destino que aparece frecuentemente en la lista de lugares a visitar cuando se busca esparcimiento, recreación, diversión y practicar deportes.

Una laguna que contiene maravillas

La laguna Nichupté es una extensa área de reserva natural con más de 3.000 hectáreas que dejan maravillado a quienes la visitan, aunque es un lugar turístico muy visitado, sus canales Nizuc y Sigfrido que desembocan en el Mar Caribe, le dan un toque casi virgen aparte de su espacio.

La Laguna Nichupté está llena de lugares hermosos que hacen de ella un paraíso terrenal para practicar el ecoturismo, destacan las lagunas del Amor, San José, Ciega y Bojórquez, las Cuencas del Norte, Central y del Sur, así como el Río Inglés y la Laguneta del Mediterráneo, cado uno lleno de flora y fauna singular.

La franja continental, los manglares, la selva y los arrecifes de coral hacen que este lugar esté lleno de maravillas.

8 ideas para disfrutar al máximo la Laguna Nichupté

  1. Realiza tours acuáticos, estos se hacen en embarcaciones de distintos tipos, y se ajustan a las diversas exigencias de los usuarios.
  2. Practica actividades deportivas, las aguas de la laguna son tranquilas y claras, en muchos espacios cristalinas; el canotaje, kayak, esquí, snorkel, buceo, skyrider, aquatwister, hoverboard y flyboard, son excelentes opciones para pasar el tiempo, recrearse en la Laguna y explorar los arrecifes de corales.
  3. Recorre en motos acuáticas o botes los manglares, observando las distintivas especies de mangles que llegan alcanzar hasta los 10 metros de altura y con sus colores marrón, rojo, negro y blanco forman un espectáculo visual. 

La selva y la totalidad de la laguna se recorren a cualquier hora de la mañana y la tarde, dejando maravillados a sus visitantes con la gran variedad vegetal y animal presente en ellas.

  1. Disfruta el atardecer, desde la orilla de la laguna o en paseo en bote, la Laguna Nichupté ofrece hermosos atardeceres que matizan en cielo en colores intensos y su vista hacia el Caribe.
  2. Visita las Ruinas Mayas, llénate de la cultura que los locales te brindan a través de sus historias.
  3. Practica la pesca deportiva, las calmadas aguas junto a la gran variedad de peces hacen que esta actividad tenga gran demanda de los visitantes de la Laguna Nichupté.
  4. Disfruta del avistamiento de aves, la Laguna Nichupté tiene una incontable cantidad y variedad de especies que pasan de centenar y hacen vida en la laguna, los manglares y la selva, adornando sus cielos y árboles. Verlas aislados o en grandes bandadas es muy común, y es una actividad muy demandada.
  5. Aprecia la fauna silvestre en los recorridos a la selva, los leopardos, las ranas, las iguanas, las tortugas blancas, los cangrejos azules y los cocodrilos son los más avistados y los guías de turismo saben los mejores lugares para encontrarlos.

3 datos curiosos de la Laguna Nichupté

  1. La Laguna Nichupté tiene áreas con agua dulce y agua salada debido al sistema de lagunas de sus dos canales que la comunican con el Mar Caribe.
  2. Los recorridos por la laguna pueden hacerse en distintos tipos de vehículos acuáticos, ya sea que se busque un paseo tranquilo o una experiencia extrema. 
  3. Existen más de 160 especies distintas de aves en la laguna.

Al visitar Cancún es un acierto indiscutible ir a la Laguna Nichupté y disfrutar de su basto espacio, practicando las distintas actividades que este destino turístico cargado de maravillas ofrece para los amantes del ecoturismo de todas las edades.